Enriqueta Martí o la Vampira del Raval

Enriqueta Martí o la Vampira del Raval

Enriqueta Martí i Ripollés nació en Sant Feliu de Llobregat en 1868 y murió en la prisión de mujeres de Barcelona el 12 de mayo de 1913. Pasó a la historia por ser una secuestradora, proxeneta y asesina en serie de niños niñas.

Cuando era joven trabajó de criada, pero después acabó en la prostitución. Tuvo relaciones amorosas con un artista llamado Joan Pujaló, con el que estuvo unos diez años tras los cuales la dejó porque ella llevaba una vida un poco extraña. Tenía una doble vida, de día era una mendiga que pedía limosna y por la noche se ponía sus mejores galas para frecuentar a la burguesía.

Era 1912 en Barcelona, corría un rumor de que estaban desapareciendo niños. Una niña llamada Teresa Guitart desapareció. Los padres no la encontraban por ningún lado y una mujer afirmó que había visto a la niña a través de una ventana de una casa de la calle Poniente, que ahora se llama Joaquín Costa.

Sospechando que pudiese ser cierto, el inspector Ribot entró en el entresuelo de la calle poniente número 29 el día 27 de febrero. Le abrió la puerta Enriqueta, que estaba en la casa con dos niñas con la cabeza rapada. Una de las niñas que parecía ser Teresa respondió que se llamaba Felicidad, en realidad se lo había dicho Enriqueta que dijese que se llamaba así y la otra se llamaba Angelita.

La policía se llevó a las niñas y detuvo a Enriqueta. Angelita contó a la policía que anteriormente hubo otro niño de nombre Pepito y que vio como Enriqueta lo mataba con un cuchillo de desollar encima de una mesa de la cocina. La otra niña estaba en estado de Shock

La policía registró el piso y encontró cuatro cabelleras, ropa con sangre, huesos, cráneos de niños, unos botes con sustancias que no se sabían que eran y una libreta escrita en un código que no se conocía su significado.

A partir de entonces se la empezó a conocer como la Vampira del Raval, porque se decía que secuestraba a los niños, los prostituía, los mataba y con sus grasas hacía ungüentos y pociones que luego vendía para curar enfermedades. Como la tuberculosis entonces no tenía cura usaba estos unguentos o hacía elixires para conservar la juventud. Tenía clientes con mucho dinero, que tenía apuntados en la libreta con códigos para mantener el incognito. Se cuenta que también fue curandera, proxeneta, secuestradora, mendiga, lavandera, modista, madre sin hijos, progenitora huérfana, amiga de los ricos, princesa de los pobres, vampira por mitología y asesina

El día 13 de mayo de 1913 murió Enriqueta en la cárcel Reina Amalia, donde estaba mientras esperaba el juicio. Se dijo que había muerto en un linchamiento de las presas al enterarse de lo que había hecho. La versión oficial dice que murió de una larga enfermedad. Fue enterrada en la fosa común del cementerio del Sur-Oeste de Monjuic.

Todo empezó porque secuestró a la niña Teresita Guitart. Se suponía que Enriqueta secuestraba niños y luego vendía sus flujos. Enriqueta , era un paradigma de una Barcelona pobre y no dejó de ser una víctima de una ciudad donde la miseria era lo común en ese tiempo.

Los periodistas siguieron el caso al principio pero luego dejó de interesar el tema ya que unas semanas después pasó lo del hundimiento del Titanic, el trasatlántico mas grande del momento…

Ella era una mujer marcada por la muerte de su hijo con apenas diez meses a causa de una malnutrición. Perturbada después del suceso secuestró seguramente a Teresita, tal vez para buscarle compañía a Angelita, la otra niña que cuidaba en el piso que compartía con el abuelo.

La leyenda ha generado varias novelas, obras de teatro e incluso un musical. Una ciudad como Barcelona en el siglo XIX con 50 % de analfabetismo y 12.000 prostitutas era idónea para los relatos siniestros. Con esta mujer se cebaron las crónicas de entonces y después. Ni siquiera murió como se contó, a manos de sus compañeras, sino víctima de un cáncer de útero.

En realidad es una mujer anónima a la que andan siempre desahuciando e incluso se hizo cargo de Angelita la hija de su cuñada. Que esta había tenido cuando se quedó viuda y temía el qué dirán.

La sangre que encontraron se cree que era por el cáncer de útero que sufría, los huesos seguramente fueron extraídos de algún cementerio y utilizados como amuletos, los otros de animales usados de cocinar gallinas y huesos de cerdo.Los cabellos ya se vio que a los niños los cortaba el pelo, el que también vendía junto con los mejunjes que hacía a la gente pudiente de Barcelona.

Enriqueta murió a los 45 años en la prisión y su historia acaparó la atención de toda España. Esta reseña inicial que hizo que se convirtiera en leyenda, la misma que hoy están desmontando:

“Barcelona 27, 2 tarde (Urgente). Un guardia municipal ha encontrado esta mañana a la niña desaparecida. Estaba secuestrada por una mujer de cuarenta años, llamada Enriqueta Martí, en una casa de la calle de Poniente. Cuando el público ha conocido la noticia, se ha agolpado frente al domicilio de la Enriqueta, y para evitar un asalto, han tenido que acudir las fuerzas del orden público. Ampliaré detalles”.

Galería de imágenes

Vídeo de la casa donde vivió Enriqueta Martí

Anuncios

2 comentarios en “Enriqueta Martí o la Vampira del Raval

  1. ¿Me permite un par de dudas?
    – Si en verdad Enriqueta no llegó a matar nunca a niño alguno, ¿cómo se explica lo que contó Angelita a la policía (que la había visto matar a Pepito)?
    – Más allá de los crímenes que le atribuyó la prensa sensacionalista de la época, ¿se puede considerar fiable el dato de Enriqueta ejerció el proxenetismo infantil?
    Gracias.
    Un saludo desde Bilbao

    Me gusta

    1. Lo único que se pudo demostrar, es que Enriqueta secuestró a Teresita y le cambió el nombre por Felicidad. Nunca se la llegó a juzgar. La prensa sensacionalista de entonces dijo muchas cosas que no eran verdad. La niña que se supone que dijo lo de Pepito era su sobrina, no se sabe si fue verdad que dijo eso.Se la acusó a ella de esos crímenes porque no encontraban a los culpables por ninguna parte. Al no ser juzgada no se puede saber la verdad de lo que sucedió, pero si se ha comprobado que se dijeron muchas cosas que no eran ciertas, como por ejemplo su muerte, que se sabe que murió de un cáncer de útero y no linchada como se dijo anteriormente.
      Muchas gracias por tus comentarios Daniel.
      Un saludo

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s